Teléfono 2253-2025 – 8634-1777 – 4001-2455
atencionalcliente@civek.cr

Oficina virtual

Registro

Si bien cada vitamina B tiene un rol particular,  sus funciones actúan en conjunto y por eso hablamos de ellas como un grupo: las vitaminas del complejo B. Del total de ocho vitaminas B, hay cinco que están mayormente relacionadas con problemas de salud: la B1, B2, B3, B12 y el folato.

La vitamina B1 sirve para la transmisión de los impulsos nerviosos y el sistema muscular, cardiovascular y gastrointestinal. Su deficiencia puede producir problemas al corazón, debilidad muscular y disminución de la acción cerebral en general. Podemos encontrarla en alimento como: hígado, cerdo, pescado, lentejas, papas y cereales integrales, como nuestro FITNESS®.

La vitamina B2 cumple con liberar energía para las funciones del organismo, además de ayudar a una buena visión, una piel saludable y el desarrollo fetal de huesos, músculos y nervios. Algunos signos de su carencia son la sequedad de la boca, picazón y rojez en los ojos, y sensibilidad a la luz. La podemos encontrar en: hígado, carnes bajas en grasa, vegetales de hoja verde oscura, champiñones, pescado, huevos  y lácteos como nuestro Yoghurt NESTLÉ® Griego.

En el caso de la vitamina B3, también ayuda a mantener la salud de la piel, además del tracto digestivo y del sistema nervioso. Puedes encontrarla en: pollo, carne de vacuno, atún, champiñones, salvado, cereales integrales, maní, espárragos y verduras de hoja verde.

Sobre la vitamina B12, como decíamos, desempeña un papel importante en la producción de sustancias químicas del cerebro, que afectan el estado de ánimo. Además, su principal función es formar parte de la hemoglobina que es fundamental en los glóbulos rojos de nuestro organismo. La B12 es abundante en productos de origen animal, como pescado, carne magra, carne de ave, huevos y leche. Los cereales fortificados para el desayuno también son una buena fuente de vitamina B-12 y de otras vitaminas B, como nuestro cereal FITNESS®.

Finalmente, el folato o ácido fólico, es fundamental para el crecimiento y reproducción de todas las células del cuerpo. También es esencial para el crecimiento y desarrollo del feto en el embarazo. Su falta puede producir anemia. Lo encontramos en: verduras de hojas verdes, porotos, lentejas, arvejas, frutas cítricas como la naranja, el maní, productos integrales, productos cárneos y lácteos en general.

¿Estás comiendo suficientes vitaminas del complejo B?

Si después de leer esto, te has dado cuenta que te hace falta incluir más alimentos con las vitaminas del complejo B, revisa estas recetas que incluyen lo que tu familia y tú necesitan:

Abrir chat